CDN / NOTICIAS

Había que dejarse de 'hostias' y se ganó

Importante triunfo del Numancia ante el Extremadura, con golazo de Iván Calero

Había que dejarse de hostias y ganar. Y se ganó. Así lo dijo Luis Carrión en la previa del partido ante el Extremadura, y el Numancia tiró de oficio y de una buena primera parte para sacar adelante el partido ante el equipo extremeño, que también llegó a Soria con el agua al cuello, más apurado si cabe que los sorianos, y abandonó Los Pajaritos con un golpe casi mortal en sus aspiraciones de permanencia.

Comenzó el partido con el Numancia mandando y con seguridad. De hecho, en el primer saque de esquina, Higinio estuvo a punto de embocar el servicio de Curro, también Escassi después y por último Admonio, que envío encima del larguero el balón para finalizar una jugada que pudo acabar el gol.

Fue el primer aviso de los de Luis Carrión y en el siguiente, Iván Calero abrió la lata. El lateral numantino vio el espacio y no se lo pensó. Disparó con fe y el balón salió lanzado a la escuadra de Casto, imposible para el meta visitante.

Golazo del lateral numantino, que premió el esfuerzo inicial de los rojillos para dar ventaja a los de Luis Carrión. A partir de hoy, carrusel de acciones e incidencias a un lado y otro del campo. Pinchi vio la primera cartulina amarilla del partido por una acción sobre Héctor Hernández, y acto seguido Higinio realizó una gran acción ofensiva, pero su disparo se marchó fuera de los tres palos.

Alex Sola, fundamental durante todo el curso, se retiró lesionado con la rodilla destrozada en una acción tan tonta como propia del fútbol. Faltaban poco más de cinco minutos para el final del primer acto y no acabaron las desgracias numantinas. Marc Mateu también se rompió antes del descanso y tuvo que dejar su sitio a Noguera.

El descanso dio un respiro a unos y otros, y el segundo acto fue otra historia. El Numancia se organizó en su campo y buscó el contragolpe y el error rival para cerrar el partido, mientras que el Extremadura buscó el empate, aunque con las fuerzas también justos y los recursos que ofrece el balón largo a Alex Alegría y Zarfino, sus dos mejores jugadores.

Ese partido ofreció al Numancia la posibilidad de hacer el 2-0. Nacho tuvo la más clara tras recibir un caramelo en forma de pase de Erik Morán, pero su disparo lo sacó Casto con un paradón. Luego llegó la opción de Higino, que en un mano con Casto también ganó el meta visitante. El esfuerzo del delantero de Calasparra es inmenso y su concurso es vital para el equipo rojillo.

El Extremadura, que había estado bien controlado defensivamente por los zagueros rojillos, también tuvo sus opciones. Nono, uno de sus hombres más peligroso, intentó una vaselina en una forzada posición que marchó fuera por poco, y un poco después, en una semichilena, ya en el tiempo añadido, obligó a Dani Barrio a sacar una mano salvadora a saque de esquina.

Quedaba la última para el sufrimiento. El árbitro observó falta en un salto de Admonio en la misma frontal del área. Un libre directo que heló la sangre de los numantinos, pero que por fortuna salió cara para el equipo soriano y cruz para el extremeño, que salió tocado de Los Pajaritos. Los de Luis Carrión salvaron el match ball y siguen en la lucha. Próximo batalla: Vallecas.

C. D. Numancia: Dani Barrio, Alex Sola (Nacho, minuto 41), A. Castellano, Admonio, Escassi, Erik Morán, Higinio, Iván Calero, Marc Mateu (Noguera, minuto 44), Curro (Otegui, minuto 86), Héctor Hernández.

Extremadura U.D.: Casto, Alex Díez, Bastos, Fran Cruz (Pardo, minuto 85), Gio Zarfino, Alex Alegría, Borja Granero, Nono, O. Pinchi (A. Cabrera, minuto 75), D. Rocha (Cristian, minuto 61), Lomotey (Sabit, minuto 75).

Árbitro: Dirigió el partido Moreno Aragón (Comité Madrileño). Asistido por Santiago Sacristán y Blázquez Sánchez. Mostró cartulina amarilla a los locales Adri Castellano, Escassi, Nacho y Héctor y a los visitantes Nono, O. Pinchi y Lomotey.

Goles: 1-0. Minuto 12. Iván Calero.

Los Pajaritos. 38ª jornada de Liga SmartBank.

Se habla de: Primer equipo, Club

CDN / NOTICIAS SUGERIDAS